CÓMO ABORTAR

Cualquier embarazo donde una mujer se encuentra en situación de peligro, puede llevar a una terminación legal del embarazo, aunque las razones no se limitan a una cuestión de riesgo de vida, ya que la legalidad del aborto en diversos países se establece hasta los tres meses de gestación.

Para saber cómo abortar lo primero es confirmar la presencia de un embarazo, ya que en varios casos se trata de un embarazo psicológico o de alguna enfermedad en el útero que ha llevado a las mujeres a creer que se encuentran embarazadas, razón por la cual lo primero ha de ser confirmar que en efecto se trata de un embarazo, ya sea por un fallo del preservativo, por el uso de la anticoncepción de emergencia, o por la presencia de los típicos síntomas del embarazo como ausencia de regla, náuseas, dolor en los pechos, entre otros. Las clínicas donde se ofrece un aborto legal se encargarán de realizar el examen médico para confirmar la presencia de un embarazo.

Tan pronto el embarazo ha sido confirmado y la mujer ha decidido abortar deberá acudir inmediatamente al centro o clínica de salud para solicitar un aborto voluntario, el médico estará obligado a proporcionar toda la información relacionada con la realización de un aborto, así como las posibles consecuencias y en algunos casos dirigirá a la mujer a algún centro de orientación psicológica por las complicaciones emocionales que puedan derivar por la interrupción de un embarazo cuando no existe riesgo de salud.

Generalmente el aborto se lleva a cabo hasta la final de la semana 12 de embarazo, en ocasiones se permite una semana de reflexión entre la solicitud y la terminación del embarazo. Es por esto que es altamente recomendable que si la mujer está considerando el aborto como una opción lo haga lo más pronto posible, para que el procedimiento se dé sin complicaciones.

El como abortar en condiciones legales, con médicos calificados, con la mujer ejerciendo su derecho, implicará algunas pruebas adicionales, entre ellas la confirmación del grupo sanguíneo y un examen de sangre para conocer el estado general de la sangre, y tomar las medidas necesarias en dado caso de la presencia de alguna enfermedad, como la anemia.
Si la mujer es menor de edad, en ocasiones se requiere una autorización del padre o tutor, es una norma generalizada, aunque en casos especiales la autorización puede darse por un adulto que no sea el tutor legal de la mujer.

Dependiendo del progreso del embarazo, se pueden ofrecer dos opciones, como la toma de algún fármaco que lleve a la terminación del embarazo y a la aspiración. Se requiere la hospitalización por al menos un día, además que es necesaria para observar a la mujer luego del aborto y prevenir posibles complicaciones.